Manuel Moreno: «Por nuestro restaurante ‘El Copo’ pasa todo el mundo del toreo, tanto figuras como ganaderos antiguos y actuales»

Sandra Carbonero

En el Campo de Gibraltar se asienta el restaurante «Mesón El Copo». El 13 de diciembre de 1979, Manuel Moreno decide ponerlo en marcha, convirtiéndose pronto en un referente en la zona. Actualmente, está al frente junto a sus tres hijas Estrella, Gema Vanesa. «El Copo», como lo define Manuel, es «es familiar, tradición y buen hacer».

En estos 43 años de existencia, ha recibido premios tanto a nivel nacional como provincial o local. Entre ellos, destaca el Premio Nacional de Gastronomía, el Laurel de Oro o el Máster al Mejor Servicio Mediterráneo. Todo esto se consigue, en palabras de Manuel, porque «nuestro planteamiento cada día es llevar el mar al restaurante y, después a la cocina todo lo mejor. Es decir, tenemos una variedad donde no falta ninguna clase de pescado ni de marisco, con una buena carne y también verduras de temporada». Para una visita al mesón nos hace una propuesta para probar «un arroz con pulpo, gambas rojas y plancton marino; o un chuletón de buey; o cualquier pescado natural en su jugo».

«El Copo» es un restaurante que tiene con mucha vinculación con el mundo del toro, incluso, posee un rincón dedicado a él. Manuel describe que «tenemos un salón dedicado a la Real Maestranza de Sevilla y cabezas de toros que han matado varios toreros». «Por aquí ha pasado todo el mundo del toreo, tanto figuras como ganaderos antiguos y actuales. Desde Antonio Ordóñez, Luis Miguel Dominguín, Litri, Camino, Diego Puerta, Curro Romero, Andrés Vázquez, Dámaso González, Vicente Ruiz «El Soro», Manuel Benítez «El Cordobés» hasta los de ahora como Morante de la Puebla, José María Manzanares, tanto padre como hijo, o José Tomás«, asegura Manuel. Del mismo modo, afirma que «en estos días que se han celebrado las Jornadas Taurinas de Algeciras nos han visitado Manuel Jesús «El Cid», Padilla, Juan Ramón Romero, Chicote y Victorino Martín«.

Moreno narra que «en El Copo tenemos anécdotas con todos. Recuerdo unas jornadas extraordinarias con Miguel Báez «Litri» padre, Diego Puerta, Paco Camino y el Miguel Mateo «Miguelín». Fue una noche inolvidable».

Y es que Manuel Moreno, además de dirigir y ser el precursor de un magnífico restaurante, es un gran aficionado. «Empecé la temporada en Valencia, donde vi dos corridas. Después he estado en varias en Sevilla, Jerez y Córdoba. Sigo la temporada porque me gusta. En Algeciras tenemos una feria muy bien rematada y espero que veamos grandes triunfos».

 

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

RELACIONADO

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_imgspot_img