spot_img

Fallece a los 84 años el pintor César Palacios

Especialista en el dibujo directo, a plumilla, ha recogido con la sencillez de su talento la historia reciente de la plaza de toros de Las Ventas

Esta madrugada de noviembre ha fallecido un personaje singular de la plaza de toros de Las Ventas. César Palacios ha muerto a los 84 años de edad en su ciudad natal, Madrid. Le recuerdo desde siempre, con su cigarro y con su libreta. También con su gorrilla. Trabajó en la plaza desde los 25 años (como acomodador, como portero y como arenero -20 años-) y no dejó de sentirse un militante taurino hasta su último aliento. Con la humildad de un arenero, con la serenidad de la veteranía, con la trascendencia de un artista. Captaba lo esencial en sus dibujos a plumilla, también lo accesorio con lo que tanto disfrutaba.

Su afición taurina siempre estuvo ligada a su vocación artística, estudió en la Real Academia de las Artes de San Fernando y en el Círculo de Bellas Artes de Madrid. Su trayectoria ha estado reflejada en periódicos y revistas así como en numerosas exposiciones. El gran reconocimiento de su vida llegó en Las Ventas partido en dos: En 2018 diseñó un fantástico cartel con el que se anunció el 2 de mayo y precisamente en esa fecha pero del presente año (2021) recibió un homenaje a su carrera artística y fidelidad a la plaza de toros de Las Ventas con un azulejo en el Patio de Caballos que reza: “Por una vida dedicada a tu plaza”.

Los entendidos hablan de su dominio del color y del dibujo directo. También ha realizado obras en óleo, acuarela o con pintura acrílica.

Castizo, entrañable, de buen talante, paciente con todo el que se le acercaba. Generoso. Sentido aficionado, gran catador del toreo puro. En el burladero de areneros siempre tuvo su sitio, hasta cuando prefería ir al tendido para estar más cómodo sus compañeros respetaron ese hueco.

César Palacios representaba a una generación de aficionados que han sido puente entre generaciones por todo lo que han vivido. Esa experiencia estuvo perfectamente retratada por el objetivo de Juan Pelegrín que captó sus gestos, sus caladas, la delicadeza de su trazo…

Los aficionados y profesionales podrán despedirse del maestro en el tanatorio de la M-30 a partir de este domingo a las 13:30.

 

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

RELACIONADO

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img