spot_img

Toreros jóvenes, en la 2ª jornada de los actos de Villaseca de la Sagra

Imagen: JOSÉ LUIS CÁRDENAS

Los toreros Tomás Angulo, Ángel Jiménez y Francisco de Manuel expusieron la problemática de la falta de oportunidades ante la reducción de festejos y lo cerrado del negocio taurino, en la segunda charla-coloquio de las Jornadas Taurinas de Villaseca de la Sagra.

Moderado por el periodista Óscar Castellanos, el coloquio sirvió por tanto como altavoz reivindicativo de estos jóvenes espadas que luchan por abrirse paso en el escalafón. Tomás Angulo señaló que “es curioso y da que pensar que de novillero toreé más veces en la Maestranza que en toda Extremadura”. El extremeño aseguró que la falta de oportunidades le había hecho ser «más fuerte, y valorar la auténtica grandeza de esta profesión».

Por su parte el astigitano Ángel Jiménez indicó que “me considero un matador de toros artista en una búsqueda constante que me hace avanzar y evolucionar corrida a corrida”. Ángel, con respecto al buen sabor que dejó en su alternativa en Sevilla en el año 2019, aseguró que “Sevilla es una plaza que me hace soñar, me motiva y siempre que toreo en ella, lo hago con la misma ilusión que la primera vez”.
Por último Francisco de Manuel -ganador del ‘Alfarero de Oro’ en 2018- se lamentó por las pocas oportunidades con las que cuentan, reconociendo que “duele mucho y causa una gran impotencia el sentir que algo es tuyo y no te lo dan”. El madrileño, por cierto, manifestó que su ascendencia taurina (su padre fue matador de toros y luego banderillero) fue lo que le marcó a la hora de intentar esta aventura de querer ser torero.
Una vez finalizada la charla, Jesús Hijosa, alcalde de Villaseca de la Sagra, hizo entrega de una placa alegórica a los participantes.
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

RELACIONADO

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img