spot_img

Claves y reflexiones del pliego de Las Ventas

Hace 48 horas la Comunidad de Madrid hizo público el nuevo pliego de condiciones para la explotación de la plaza de toros de Las Ventas. Detrás de este texto hay un intenso trabajo por parte de la Administración y del Centro de Asuntos Taurinos. No se ha hecho un copia-pega con el de otros concursos.

Las circunstancias que rodean a este pliego son complejas porque entra en vigor a mitad de temporada, una vez pasado San Isidro. La nueva empresa, si la hubiera, tendrá que hacer frente a una temporada deficitaria pagando la parte proporcional del canon que le corresponda. Cuatro temporadas y opción de dos prórrogas. Bien es cierto que el canon por temporada cuenta con un techo de 975.000 euros, una importante reducción con respecto a los 2,1 millones de salida del último pliego y 2,3 millones del anterior. Se trata de un tope relativo, ya que no se limita en cambio la oferta en el fomento de las escuelas ni en la inversión en publicidad -tan importante para seguir potenciando la marca San Isidro y la fuerza de Las Ventas en medios generalistas-. Premiando la opción al alza sin límite en ambos casos.

La experiencia requerida a los empresarios es la siguiente: Que hayan gestionado plazas de primera y segunda categoría durante las temporadas de 2018, 2019 y 2020, que además tengan un volumen de negocio igual o superior a los cinco millones de euros en estos ejercicios.

El pliego instaura una nueva corrida de especial relevancia como es la Corrida In Memoriam, que el empresario podrá incluir en el abono de San Isidro. Fecha en la que el Centro de Asuntos Taurinos tendrá un peso específico como en la Beneficencia y el Dos de mayo. Puede que esta nueva corrida sustituya a la invención de Simón Casas de la Corrida de la Cultura o puede que no. Pero poco sentido tendría que el abonado tuviera que adquirir fuera de abono o por encima del mínimo de San Isidro hasta cuatro tardes con carácter extraordinario: Beneficencia, Prensa, In Memoriam y de la Cultura.
Un aspecto muy positivo para dinamizar la economía de la tauromaquia y en concreto de la empresa adjudicataria es la liberación absoluta de los precios de las entradas de toda la temporada siempre para los no abonados. Esto fortalecerá el abono de Las Ventas que es el músculo de aficionados que tiene la fiesta (en este momento más de 14.000). Las localidades de la plaza se han reducido por las mejoras de los últimos meses en los tendidos, bajando a 22.970 de aforo.

Algo anecdótico aunque costoso es la exigencia al nuevo ‘inquilino’ de la Catedral del Toreo de la adquisición de una lona impermeable para evitar suspensiones en días de lluvia. Otra inversión que recae directamente en la plaza para el futuro es la reforma integral de la enfermería así como su acceso directo desde el ruedo. Gravosa carga.
Las ofertas deberán contener un proyecto que detalle de manera pormenorizada la Promoción de la tauromaquia en la CAM que vertebre el mundo rural vinculado a la ganadería brava con otros sectores a través de la Plaza de Toros de Las Ventas. Punto ambiguo, con múltiples interpretaciones. Quizá -tiro de imaginación- algún proyecto puede vincular la visita de las dehesas cercanas a la capital con actividades en El Batán (donde tendrán que exponer sus toros el 50% de las ganaderías que se lidien en Madrid). El clásico apartado será gratuito hasta completar aforo (antes tenía un precio simbólico, ahora se retirará una invitación en la taquilla).

Como novedad se exige la celebración de dos espectáculos cómico-taurinos por temporada (necesario incorporarlo como pulmón de esta modalidad aunque un tanto excesivo por la doble programación), dos concursos de recortes con posterior suelta de vaquillas. Anteriores direcciones del Centro de Asuntos Taurinos apostaron en su momento por disociar la explotación del tour de Las Ventas de la explotación del recinto para eventos culturales. En este caso, sale de forma conjunta a concurso bien es cierto que se pierde en este pliego la posibilidad de dar conciertos más allá de los que se dan en invierno en la carpa translúcida que se instala en el ruedo.

Con respecto al número de festejos que acogerá la temporada de Las Ventas constará de 64 como máximo. Se trata de un tope distribuido entre el último fin de semana de marzo y el 12 de octubre. Este fue el planteamiento que provocó el lema de ‘calidad por encima de cantidad’. Cada empresa tendrá que presentar un planteamiento de temporada.

Los empresarios ya están dándole vueltas al codiciado documento viendo cómo se pueden hacer con el cetro del toreo a través de la gestión de la primera plaza del mundo.

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

RELACIONADO

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img