spot_img

Golpe de mano al toreo francés de Salenc: cuatro orejas y un rabo en la Goyesca de Bayona

Foto: vía twitter @ArenesDeBayonne

Bayona ha vivido una tarde apoteósica en su tradicional Corrida Goyesca. Una interesante corrida de El Vellosino ha posibilitado el triunfo de los dos toreros de la tierra. Juan Leal con dos orejas y Adrien Salenc con cuatro y rabo salieron en hombros.

Adrien Salenc desorejó al tercero, que tuvo buena condición. El francés se mostró muy firme y asentado. Dibujó series con armonía y torería, de mano baja. No se dejó escapar el triunfo recetando un gran espadazo, lo que provocó la pañolada de inmediato.

Puso el colofón a la triunfal tarde «Palmerillo», un gran toro de El Vellosino, que fue premiado con la vuelta al ruedo. Enrazado, con clase y ritmo. Adrian Salenc dio una gran dimensión frente a él. La faena gozó de despaciosidad y hondura. Los mejores pasajes llegaron al natural. Enterró los aceros y le cortó el rabo.

 

 

Abrió la Corrida Goyesca un toro de El Vellosino, aunque noble, no estuvo sobrado de fuerzas. Juan Leal estuvo por encima de las cualidades del animal. Lo cuidó mucho y lo condujo a media altura con suavidad. Un esfuerzo que tuvo poco calado en los tendidos por la escasa transmisión del primero.

El cuarto fue un astado encastado de El Vellosino, que se empleó en el caballo y al que Juan Leal quitó por saltilleras. El epílogo del trasteó de muleta tuvo mucha emoción y riesgo. El francés se fue hasta los medios para citar al animal de rodillas con pases cambiados por la espalda. Logró atemperar la embestida de «Colombino», llevándolo templado y ligado por ambos pitones. Culminó la obra con una gran estocada y paseó las dos orejas.

«Cigarrero» demostró tener clase en los primeros tercios. Adrien Salenc quitó en el toro que le correspondía a Pablo Aguado por delantales. El sevillano quiso demostrar su poder con la capa e instrumentó excelsas chicuelinas. Con la muleta, dejó entrever sus buenas maneras, componiendo la figura en cada muletazo, pero el de El Vellosino rehusó de la pelea en todo momento.

No tuvo suerte Aguado con el quinto. Un toro al que le pesó la cercanía de los seis años que nunca embistió con lucimiento ni quiso ir hacia adelante. El sevillano solo pudo justificarse con ese material.

 

 

RESEÑA

Plaza de toros de Bayona (Francia) España . Corrida Goyesca. Primera de la Feria del Arroz. Tres cuartos de entrada. Toros de El Vellosino, bien presentados y de buen juego en general, a excepción del quinto; el sexto premiado con la vuelta al ruedo.

Juan Leal (de catafalco e hilo negro), palmas tras aviso y dos orejas.

Pablo Aguado, que sustituye a Roca Rey (de blanco e hilo negro), ovación tras aviso y silencio tras aviso.

Adrien Salenc (de blanco e hilo negro), dos orejas y dos orejas y rabo.

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

RELACIONADO

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img