spot_imgspot_img

Arnedo: Solitaria oreja para un José Rojo cuajado en una destacada tarde de Lamothe

Diferentes circunstancias han hecho que la penúltima del Zapato de Oro se salde con el único trofeo que paseó José Rojo, que dio imagen de novillero cuajado. Yon Lamothe dejó gratas sensaciones, pero no cortó oreja pese a las fuertes peticiones por el palco. Por su parte, Jorge Molina malogró con el descabello una bella faena a un novillo de Adolfo Martín premiado con la vuelta al ruedo.

Entipado y encastado, el «Adolfo» que abrió la tarde. José Rojo rodó a gran nivel frente aun novillo que no se lo puso nada fácil por las exigencias que le planteó. Por el pitón derecho se desplazó más, plasmando las series más rotundas por ahí. En el epílogo, fue volteado. Remató con una buena estocada y paseó la primera oreja.

Con el cuarto, complicado y con peligro, José Rojo mostró que tiene sobrado oficio. Apostó y arriesgó, incluso llegando a banderillear. Con la muleta, estuvo poderoso.

Yon Lamothe saludó al segundo con un vistoso ramillete de verónicas. Peleó en caballo el del hierro de Adolfo Martín. El novillero francés, con firmeza construyó una faena frente a un animal que no terminó de entregarse en las telas. Lo empujó hacia adelante, extrayendo muletazos largos y con temple, especialmente al natural. Mató de una estocada y tuvo que conformarse con dar una vuelta al ruedo puesto que el palco no atendió la fuerte petición.

Lamothe estuvo por encima de un quinto, costoso y que desarrolló sentido. Se mostró asentado y firme, plasmando tanda meritorias por ambos pitones, imprimiendo temple. La espada cayó traserita pero fue efectiva. De nuevo, el presidente no estimó darle la oreja y dio otra vuelta al ruedo.

No tuvo opciones de triunfo Jorge Molina frente al tercero. Estuvo voluntarioso con un animal que llegó mermado de facultades al último tercio, lo que le condicionó, además de tener poco recorrido. Con los aceros no estuvo acertado.

Con el descabello emborronó Molina su buen hacer frente al buen «Adolfo» que cerraba plaza, que fue premiado con la vuelta al ruedo. El novillero dibujó series con cadencia y mano bajo a un oponente que tuvo clase y transmisión.

 

RESEÑA

hierro adolfo martín

Plaza de toros Arnedo Arena, en Arnedo (La Rioja). Cuarta del Zapato de Oro. Media entrada. Novillos de Adolfo Martín, el 6º premiado con la vuelta al ruedo, bien presentados y complicados en líneas generales. Destacó el sexto que tuvo clase y humillación.

José Rojo, oreja y silencio.

Yon Lamothe, vuelta al ruedo tras petición y vuelta al ruedo tras petición.

Jorge Molina, silencio y silencio tras dos avisos.

Incidencias: Saludaron Mathiu Guillén y Manuel de los Reyes, tras banderillear al segundo.

spot_img

RELACIONADO

spot_img