spot_imgspot_img

Ángel Sánchez, operación de tres horas para ‘fijar con una pequeña malla los pequeños fragmentos de hueso desprendidos de la primera capa del cráneo’

El matador de toros Ángel Sánchez ha sido intervenido bajo anestesia general este lunes de la fractura que sufría de uno de los huesos de la zona frontal del cráneo después de las dos volteretas sufridas el pasado 3 de octubre en la tercera de la Feria de Otoño, en Las Ventas. El diestro de Alcobendas estuvo alrededor de tres horas en el quirófano con resultado ‘satisfactorio‘, según explicaron los médicos a la familia del torero.

‘Los doctores nos han dicho que la operación ha salido muy bien, está ahora mismo todavía en reanimación y en una hora aproximadamente lo subirán a la habitación, le han colocado una pequeña malla para fijar los pequeños fragmentos de hueso que tenía desprendidos en la primera capa del cráneo, porque no terminaba de soldar por sí mismo’, comenta a Toreteate, María, pareja del torero.

El diestro, que ha sido operado en la Fundación Jiménez Díaz de Madrid, donde ya permaneció ingresado tras el doble percance en Las Ventas, permanecerá ingresado las próximas horas para valorar su evolución. En este sentido, a lo largo de la mañana del martes, los galenos ofrecerán un nuevo parte sobre su estado.

Ángel Sánchez fue volteado por el sexto toro de Adolfo Martín ese citado domingo 3 de octubre. En la primera de las dos cogidas, el ‘Albaserrada‘ lo lanzó varios metros y, a pesar de amortiguar la fea caída, se resintió de una vieja lesión en el hombro derecho. Segundos después, tras entrar a matar al animal, fue prendido nuevamente impactando de manera muy violenta en la frente la pala del pitón izquierdo del toro. Un golpe que le produjo una herida incisa y la fractura de ese hueso frontal del cráneo.

 

spot_img

RELACIONADO

spot_img