spot_img

Tarde histórica en Algeciras: dos toros de vuelta al ruedo de Victorino y la terna a hombros

 

La Feria Real de Algeciras puso el broche por todo lo alto. La terna, Antonio Ferrera, Octavio Chacón López Simón salieron a hombros en una tarde en la que se premiaron con la vuelta al ruedo a dos toros de Victorino Martín.

El primer Victorino fue recibido con una ovación. Antonio Ferrera lo sacó a los medios con mucha emoción. Lo colocó lejos y se arrancó con alegría al caballo. La faena tuvo mucho mérito, aunque no terminó de romper. El animal se quedaba cortito y se volvía rápido. El extremeño le perdía un pasito para colocarse para el siguiente pase. Cada vez se fue complicando más su oponente y terminó por doblarse con él. Mató con una estocada casi entera efectiva.

El cuarto se vino arriba después de pasar por el caballo. El Victorino resultó un gran toro de Victorino Martín. Ferrera lo condujo en sus telas con mucho temple. Le exigió por abajo, especialmente por pitón derecho. El epílogo fue gustándose mucho. Entró a matar con su peculiar forma de ir andando y clavó la espada hasta los gavilanes. La plaza enloqueció y paseó las dos orejas y «Estudioso» fue premiado con la vuelta al ruedo.

 

 

 

Octavio Chacón recibió al segundo toreando para el toro y llevándoselo de un extremo a otro de la plaza. Recibió un puyacito, saliendo del caballo perdiendo las manos. Estuvo por encima del segundo, que fue un animal con muchas teclas pero falto de fuerzas. Al igual que su hermano, se quedaba cortito. Realizó una faena medida en la que se la jugó. Mató al segundo intento y fue ovacionado.

El quinto tuvo mucha emoción porque tuvo genio y peligro. Fue mal picado el Victorino. Chacón rodó a un nivel superior. Tuvo movilidad y clase y el diestro dibujó muletazos hondos. Mató de una estocada algo baja y cortó las dos orejas.

 

 

López Simón estuvo voluntarioso con un tercer astado imposible de Victorino Martín. Era el primero que mataba de esta ganadería pero no tuvo la suerte esperada. Fue una alimaña que sabía lo que se dejaba atrás siempre. Acabó con él de una estocada un pelín tendida y escuchó palmas.

López Simón fue volteado aparatosamente en el saludo de capa al sexto. Pasó a la enfermería pero volvió a salir por su propio pie para formar un lío. El madrileño se vació con un buen toro de Victorino Martín. Fue un toro bravo con un buen pitón izquierdo, pero con el que había que estar muy firme. Instrumentó naturales con mucha despaciosidad y hondura. Volvió el López Simón  de los mejores tiempos. Mató de un pinchazo y una estocada y cortó las dos orejas y «Maquetero» fue premiado con la vuelta al ruedo.

 

 

 

 

 

RESEÑA

hierro victorino martín

Plaza de toros de Algeciras (Cádiz) España. Media entrada. Toros de Victorino Martín, el cuarto de nombre «Estudioso» y el sexto, «Maquetero» fueron premiados con la vuelta al ruedo.

Antonio Ferrera (verde y oro): ovación con saludos y dos orejas

Octavio Chacón (blanco y oro): ovación con saludos y dos orejas.

López Simón (berenjena y azabache): palmas y dos orejas.

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

RELACIONADO

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img